Sol Bassa, Andrea Álvarez y Knei: Un Niceto salvaje

Se terminó enero con un sabor ácido, pero febrero vino recargado de rock. Nada más ni nada menos que el primero del mes, Niceto llevó adelante una de las fechas más explosivas, como para darle apertura a un año nuevo que (se nota) viene prometedor. Sol Bassa, Andrea Álvarez y Knei se unieron en un show que dejó un final picante y con ganas de más.


Por Jessi Vispo

Fotografías por Cacta 

La apertura fue pactada para las 20:30hs en Niceto Vega al 5510, abriendo la noche Sol Bassa a las 21hs para poner a tono el recinto mientras la gente se acoplaba dentro del lugar. La velada en formato de set acústico dio comienzo con temas como “Morir por vos no puedo”, “Compra y venta” (un tema próximo a estrenarse con motivo de adelanto del tercer disco Errores Coleccionables) y “La caja de la esencia” entre otros. No sólo fue extraordinario el comienzo sino que fue la apertura a más sorpresas que se desencadenarían durante toda la noche. 

Ya pasadas las 21:30 el telón cerrado indicaba la preparación de los instrumentos nuevamente para el comienzo de Andrea Álvarez. Como suele ser costumbre, en Niceto los horarios de presentación se dan puntualmente y para el segundo show de la noche, el recinto estaba enérgicamente repleto. No podía ser menos para un sábado de verano. Y sin más, el show a cargo de Tomas en guitarra, Lonnie en bajo y la brillante Andrea en batería y voz comenzó tan arriba como una piña en primer round. Antigua integrante de la primer banda de rock argentino de mujeres Rouge y habiendo acompañado a varios artistas de altísimo nivel, Andrea ya tiene una carrera como música profesional dentro del ambiente y con varios trabajos discográficos bajo su mando. 

Armoniosa y salvaje, brillante y extraordinaria, profesional y agradecida, así fue en todo momento en su primer presentación del 2020. Su show vagó por varios temas como “Te lo juro”, “Alter ego”, “Esa Belleza” “Se pudre todo” y “Vamos viendo”, entre otros.  Además, los presentes fueron testigo de dos temas nuevos “Policía de la corrección” y “Cuando me muera”, que estarán en el próximo disco ya en camino. Para culminar semejante puesta en escena, a lo que el público acompañó en todo momento con silbidos, aplausos y gritos alentadores, un gran homenaje a Celeste Carballo detonó el recinto en un agite interminable con “Me vuelvo cada día más loca”. 

La noche estaba culminando lentamente con la última presentación a cargo de Knei. La poderosa energía que vibraba dentro del lugar distrajo de este final al que nadie nunca quiere llegar cuando se está a tono con la noche, el rock y las bandas. Pero el telón no demoró en abrirse por tercera y última vez a las 23hs para el principio del fin. Knei , imponentes, feroces y potentes salieron a explotar lo que restaba de la noche. Nicolás Lippoli en voz y guitarra, Mauro López en bajo y Roberto Figueroa en batería, desde La Pampa (con bases en La Plata) para el mundo, se formaron en 2006 y ya cuentan con varios trabajos discográficos bajo el brazo.

Temas como “Vieja mujer” y “Balada para una amiga” se hicieron presentes como parte de un ritual psicodélico del cual no hay vuelta. Las sorpresas estuvieron en las participaciones de Maxi Leivas, invitado como segunda guitarra en “Nuestro amigo”;  a dos bajos con Martin Rodríguez de Poseidótica, en el tema Vieja Mujer; Karina Vismara  con electroacústica en “Jardín”  y Sol Bassa en “Caso perdido”. Sutilmente  la canción “Qué está bien y qué está mal?” llevó la cita irremediablemente a su fin. Pero no sin antes anticipar más sorpresas que se estarían comunicando a lo largo del 2020 y con esperanzas de otra fecha cercana para disfrutar de este rock feroz.

Sol Plaza Escrito por:

Sé el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *